La cultura en tiempos de internet

Portada

El concepto de netcultura deviene de una palabra compuesta. En primer lugar, del concepto net-red que hace referencia a Internet, es decir a las nuevas tecnologías aplicadas a la vida de las personas y al comportamiento de las mismas en esta nueva era.

El concepto de cultura, por su parte, y siguiendo la definición del profesor Merrill, el cual define la cultura como: «producto de la interrelación humana”.

Este catedrático norteamericano de sociología considera que la cultura es lo que se obtiene al estar el hombre o la mujer interrelacionados con otros seres humanos.

Y no se refiere a lo que vulgarmente se conoce como cultura que es lo atribuido a cualquier persona que posea amplios conocimientos, porque una persona que tiene vastos conocimientos puede ser una persona solitaria que no tiene interrelación con las demás personas que viven cerca o lejos y, por lo tanto, en esta definición conceptual de cultura de Merrill, esa persona no sería una persona “culta”.

Esta interrelación humana siguiendo el concepto del profesor Merrill es lo que da lugar asimismo a lo que se conoce como la teoría del grado seis: esta teoría hace relación a que cualquier persona puede llegar a conocer o a contactar con un tercero a través de solamente seis estadios o enlaces personales.

Espacio y tiempo

Por otra parte, las nuevas tecnologías han llevado al límite el tiempo y el espacio, es decir lo han «achicado».

Todos hemos visto que la búsqueda a través de cualquiera de los buscadores en Internet produce resultados en menos de un segundo.

Esto entronca con lo que decía Albert Einstein de que el tiempo es relativo y asimismo el espacio.

De hecho, no existe el uno sin el otro. Por eso, ya está demostrado que el tiempo y el espacio se mueven a lo largo de una misma curva.

El tiempo viaja «casi” a la velocidad de la luz (300.000 km/s) y el espacio se achica y se curva, asimismo, entrelazado con el tiempo.

Sabemos que, en el universo, por eso, no existe la línea recta. Esto puede sorprender a los que solo observan el espacio limitado que se extiende enfrente a nuestros propios ojos.

Pero lo invisible solo puede apreciarse con el corazón, en feliz frase de Saint Exupery (“El principito”)

Nosotros vivimos en un universo curvo. Nadie puede caminar en línea recta ni solo ni acompañado. De hecho, esta cualidad de lo curvo es lo que genera felicidad: nadie habla de la recta de la felicidad.

Relaciones interpersonales

En este nuestro mundo, las relaciones de Networking, es decir, el trabajo interpersonal a través de redes personales, son totalmente necesarias.

Un hombre o una mujer solo no es culto, si no “cultiva” las relaciones interpersonales.

En este sentido nadie puede considerarse culto si no está dentro de una red interpersonal: la socialización es lo que nos hace personas…porque nadie puede “personar/sonar” si no está acompañado.

Si nosotros no tenemos ni poseemos las interrelaciones con otros seres humanos, no podemos considerarnos cultos.  

Precisamente por eso la netcultura es necesaria para poder interrelacionarse en esa plataforma de despegue, aprendizaje y obtención de resultados.

Esa plataforma a su vez se interrelaciona, en nuestro caso, con los clubes de emprendedores o Networkers, que son nada más y nada menos que nuestros compañeros de viaje que nos estimulan, nos ayudan y promueven y que, en definitiva, constituyen un paraguas protector para las inclemencias de esta vida no fácil del mundo de los negocios y del emprendimiento.

Un emprendedor «culto” y relacionado está preparado para emprender junto a sus pares cualquier negocio. Conociendo los puntos básicos del mismo: organización/compraventas-clientes/financiación/trabajo en equipo/negociación/legalidad/seguridad/nuevas herramientas/procesos mentales/etc.

Las edades

Desde Netcultura, y como director general animo a los emprendedores presentes y futuros a unirse a nuestra Asociación para desde ahí y con el respaldo y solvencia de un club de emprendedores como KCN afrontar los retos del nuevo siglo.

Tenemos que ser conscientes de que estamos entrando en una nueva era que podríamos llamar digital, Virtual o cibernética.

Todos nosotros conocemos que la historia de la humanidad, se divide después de la prehistoria, en la edad antigua, edad media, edad moderna y edad contemporánea.

Edades que comienzan con unos eventos significativamente importantes.

Por ejemplo, la revolución francesa fue un hito a partir del cual se empieza a contar la edad contemporánea.

Parece lógico pensar que esta pandemia del COVID-19 ha cambiado muchos paradigmas de nuestra sociedad por lo que estamos entrando a partir del año 2019 en esta nueva era digital como antes he señalado.

Sin embargo, tenemos que recurrir a la tradición para saber que el hecho de que nos sintamos acompañados en este difícil caminar, con obstáculos internos y externos que hacen que el triunfar como emprendedores sea cada vez más difícil.

Es lógico que aplicando el refrán dime con quién andas….  lleguemos a la conclusión de que esta compañía es la que ahora ofrece Netcultura para poner las bases necesarias y poder así obtener unos resultados positivos en esa andadura como emprendedor.

Actitud emprendedora

Asimismo, el refrán de que la unión hace la fuerza materializado en la teoría del grado seis al que antes hemos hecho referencia, va a producir que uno vaya caminando no solo sino bien acompañado.

Por ello mi recomendación a los actuales y futuros emprendedores de Netcultura o del club de Networkers KCN, es que entren en este tipo de relaciones interpersonales con el sentimiento de que aportando sus experiencias podrán obtener mejores resultados.

Es mucho más importante esta actitud proactiva, es decir, dar antes de recibir para que, si todos nosotros compartimos este pensamiento, vamos a compartir y a recibir.

El “Homo faber” que decían los clásicos es el emprendedor que quiere construir un mundo mejor para la sociedad. Porque si todos aportamos un grano llegaremos a conseguir un gran granero.

Como muy bien dicen los japoneses, las alegrías compartidas aumentan el placer y las penas compartidas, disminuyen el dolor.

Trabajar en equipo reparte el trabajo y multiplica los resultados.

Esa es nuestra mentalidad, la de los hombres y mujeres de Netcultura y de KCN.

Alberto J.G: Atanes

Director Netcultura.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>